Teléfonos celulares e internet mejoran las condiciones de vida de los más pobres